¿Cómo tratar la Encopresis Infantil?

Hoy en día son muchos los niños y niñas que tienen dificultades a la hora de controlar los esfínteres. En este artículo os voy explicar en que consiste la Encopresis, cómo detectarla y por último os daré algunas pautas para prevenirla o en caso de tenerla, tratarla.

La Encopresis es la expulsión de las heces de forma voluntaria o involuntaria en lugares no apropiados para este propósito, es menos común que la enuresis y se pueden diferenciar dos : la primaria cuya edad de comienzo es a los 4 años y la secundaria cuando comienza entre los 4 y los 8 años. También se pueden diferenciar entre Retentiva o No retentiva y voluntaria o involuntaria.

Algunos signos de detección

  • Deposiciones en lugares inapropiados( incluida su propia ropa interior)
  • Marcados secundarios al estreñimiento
  • Condiciones de la defecación, rutinas, alimentación…
  • Actitud del niños hacia sus deposiciones
  • Dolores abdominales
  • En niñas aumenta la frecuencia de infecciones de orina
  • Síntomas neuroevolutivos: falta de atención, hiperactividad, impulsividad…

Pautas de prevención

  1. Establecer una rutina para ir al baño, si el niño se encanta, lo mejor es establecer un horario donde no tengamos prisas y no nos pongamos nerviosos
  2. Alimentación y dieta saludable, rica en fibra, evitando aquellos alimentos que pueden estreñir.
  3. Distraerlo con cosas que no le quiten la atención y la concentración de lo que está haciendo, por ejemplo darle un videojuego no facilita ya que este requiere mucha atención por parte del niño, además puede ponerlo mas nervioso y por tanto se contraen los músculos pero darle un libro para pintar, ayuda a relajar la musculatura.

Si tu hijo tiene Encopresis diagnosticada o cumple alguno de los síntomas lo mejor es que vayas a un especialista y te haga un diagnóstico y un tratamiento especializado, no obstante, a continuación te doy algunas pautas para poder sobrellevarlo:

  1. Tranquilizar al niño, decirle que no es el único en sufrir este problema, que les ocurre a otros muchos otros niños.
  2. Explicarle de forma apropiada a su edad los mecanismos de la defecación.
  3. No adoptar actitudes punitivas cuando el niño ensucia la ropa interior ya que esto puede  hacer que el niño retenga aun más.

 

Mar López Buades

Psicóloga Infantil

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *